El italiano se despide de Australia con más dudas que aciertos. El principal problema está en el neumático trasero. “Sinceramente no estoy muy satisfecho”, dijo

Por: Ricardo Rojas
Twitter: @Rick_Vzla

El italiano Valentino Rossi se va de Australia desilusionado. No ha sido rápido y su compañero de equipo ha sido groseramente superior, motivos claros para estar preocupado.

“Sinceramente no estoy muy satisfecho, en el sentido de que mucho trabajo y muchos cambios, pero no hemos resuelto demasiado”, dijo el italiano que terminó en el 12avo puesto en la combinada a casi un segundo de Maverick Viñales.

La preocupación del nueve veces campeón del mundo y que buscará este año su ansiado décimo título no está en el chasis nuevo, ya que le ha gustado, va más allá, su principal problema está en los neumáticos.

Rossi se ha quejado que el neumático trasero se gasta muy rápido y esto hace que pierda velocidad. “Buscamos conservar mejor el neumático trasero, pero sinceramente después de unas pocas vueltas perdemos mucha velocidad”, admitió.

En ese sentido, Vale Yellow indicó que para Qatar “tomaremos un camino diferente” a fin de encontrar esa puesta a punto que, por lo visto en Sepang y Australia, Maverick ya la encontró.

“La moto no es mala, hemos trabajado un poco sobre la electrónica y el motor es bastante bueno. Pero aún hay mucho que hacer. Vamos a ver cómo va en Qatar”, enfatizó el 46 de Yamaha, que buscará en los últimos test de pretemporada estar más cerca de Viñales y Márquez, “que claramente son los más rápidos”

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here