NO ME GUSTA EL LINCHAMIENTO QUE SE ESTÁ HACIENDO DE IANNONE…

Por: DESMO_Adicto
Twitter: @DESMO_Adicto

Me recuerda a otro, sabéis de sobra de quién hablo, es como un déjà vu, algo familiar, cada acción controvertida donde se ve involucrado el número #29, por decreto, la culpa es suya, luego vemos las imágenes y rectificamos.

Rectificar es de sabios, y esperar a ver la verdad un golpe de realidad para cuatro envalentonados que al vislumbrar el color amarillo del piloto de Vasto tildan de culpable por si acaso.

La última es de periodismo de bandera total, abre la trayectoria Jorge Lorenzo,  después de una salida espectacular,  tras ganar el interior en la alargada de la primera curva, impacta contra Iannone que ni le ha visto por ir delante, se va al suelo, y oye, que Andrea ha cerrado la trayectoria, cosas del directo. Pues llega el resumen de la carrera en la televisión pública y vuelves a oírlo, con la de ofertas de gafas que hay en Navidad y esta gente sigue sin ver…

Lance de carrera señoras y señores,  cuando juegas a pilotar al límite, a querer demostrar que la teoría de la relatividad es eso, la incompatibilidad existente entre la mecánica newtoniana y el electromagnetismo, cuando aprietas los flancos del neumático contra el imperturbable asfalto, puedes superar los límites físicos y caer, si frenas 5 metros después de lo acostumbrado y el piloto precedente lo hace 3 metros antes. E = mc 2

Hay cosas que suceden fuera del prisma de un piloto, que pueden afectarle o no, pero ocurren. Si nos vamos a los gélidos números, el piloto que últimamente ha estado involucrado en más incidentes con sus iguales ha sido Andrea, sí, pero Dovizioso, pero…¿Siempre que un piloto está en el meollo del asunto, es culpable de la acción?

Si eres un piloto impetuoso, agresivo e inconformista, puedes ser el blanco de todas las críticas, recordad: El clavo que sobresale es el que se lleva todos los golpes. Algún iluminado dirá “Todo esto lo dices porque te gusta IANNONE”, pero hoy es él, mañana puede ser cualquier piloto bajo tu misma bandera el que reciba las críticas, en ocasiones, repito, en ocasiones injustificadas.

Que sí, que tanto va el cántaro a la fuente que al final se rompe, pero eso es parte del motociclismo: taponar el paso de quien llevas detrás, interponer tu masa entre la trayectoria buena y el piloto que acabas de rebasar, ponerte en paralelo al final de la recta y ver quién frena el último. Hay que tener valor para hacer estas cosas, y ese valor que demuestran encima de una MotoGP, una Moto2, una Moto3 o en unas tandas con amigos hay que RES PE TAR LO. Esto no es jugar a un videojuego, esto es decirle a la muerte que hoy no te alcanza.

Es muy fácil criticar desde el absoluto desconocimiento del golpe de aire que sientes al asomar tu cabeza agazapada tras la cúpula cuando intentas apurar una frenada; ojo, y a un nivel que no se acerca a lo que distribuyen las televisiones. Pruébalo, una sola vez, coge una pit bike, demuestra que rozas en todas las curvas, y luego recuerda que eran 10cv, no 260.

Como aficionado, criticamos acciones de los mejores pilotos del mundo, pero porque los metemos en el saco de sus compañeros, cosa que no quita para alabar el resto de sus acciones.

Conclusión: me importa muy poco la bandera del piloto que me gusta, y ¿sabéis por qué? Porque me gusta a mí, no tiene que gustarle al resto. Me gusta su manera de domar las bestias, no me fijo en otra cosa, solo pilotaje y carácter. Si es americano, italiano o marciano me da lo mismo. No te pido que lo entiendas, solo que te muerdas la lengua si no te gusta su lugar de nacimiento.

Atentamente @DESMO_Adicto

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here