Llegamos a mitad de una temporada que, por donde la veamos, ha sido la más pareja en los últimos años ya que no ha dado pista de un claro favorito de cara al título

Cinco pilotos pelean por ser el mejor del año 2017, hemos tenido hasta cuatro de ellos como líderes, comenzando por los hombres de Yamaha Maverick Viñales y Valentino Rossi, seguido por el ducatista Andrea Dovizioso y ahora el actual campeón del mundo Marc Márquez.

En esta “Lupa Especial” presentamos Lo Mejor, Lo Peor y lo Feo de  mitad de temporada en MotoGP:

Sin lugar a dudas y pese al gran inicio de temporada que tuvo Maverick Viñales con la M1 del Movistar Yamaha, así como la destacada actuación del incombustible Valentino Rossi, una leyenda viva del motociclismo, LO BUENO lleva el nombre de otro italiano, Andrea Dovizioso.

Sí, cuando todos nos esperábamos que la lucha de este 2017 se centrara entre Viñales y Márquez, apareció Ducati y el nombre de Dovizioso. El 04 de la casa italiana llegó a ser líder del mundial y ya tiene dos victorias este año, además de forma consecutiva, una verdadera hazaña para la marca italiana, que sin los famosos winglets o alerones han podido meterse en la pelea este año gracias al magnifico manejo de Dovi, quien a esta altura del campeonato se encuentra tercero en la clasificación a solo seis puntos del líder… mejor resultado imposible.

Cara y cruz para la casa de Borgo Panigale. Si lo mejor ha sido la irrupción de Dovizioso enntre los favoritos al mundial, la otra cara de la moneda ha sido su compañero y llamado a ser la referencia de Ducati, Jorge Lorenzo.

La conducción del español no se adapta a la dura y feroz GP17, nos animó con un podio en Jerez, pero todo quedó ahí, no ha sido el cambio que hubiera deseado el mallorquín, que acumula más penas que glorias en esta mitad de torneo. Tan mal le ha ido al español con la Ducati, que motos satélites y de años anteriores lo han superado en carrera. Además si en lluvia ya era condicionado con la Yamaha, ahora con la Ducati ha ido peor. Dall’Igna asegura que Lorenzo ganará este año, pero amanecerá y veremos…

Esta mención está dedicada a un equipo en particular, tal vez por sus malas decisiones o la mala fortuna en todo caso, el Suzuki ECSTAR. Cambió radicalmente su pareja de pilotos para este año. La salida cantada de Viñales y de Aleix Espargaró, de mala forma, paralizaron casi totalmente la evolución de la GSX-RR. Se trajeron a Alex Rins, cuando se pensaba que el lugar era de Johann Zarco, y además contrataron a Andrea Iannone desde Ducati.

Lo de Rins lo achacamos a la mala fortuna que ha tenido el debutante español en la categoría, las lesiones han mermado su rendimiento en esta primera mitad y hacer un análisis completo es imposible. No hay referencia en cuanto a su rendimiento y su adaptación al nivel de MotoGP, pero mención aparte para el italiano Iannone, no ha estado en ningún momento luchando por los primeros lugares y su conducción ha sido cuestionada por pilotos y expilotos del mundial, quienes no ven a “The Maniac” comprometido con el proyecto.

Y es que la expresión corporal lo demuestra en cada una de sus carreras.
Han sido los peores momentos del equipo con sede en Hamamatsu, Japón, desde su reingreso al mundial.

Si bien Aprilia apostó este año por una mejora considerable con respecto a la edición pasada y para ello se trajeron a un talentoso y experimentado Aleix Espargaró desde Suzuki, algo que seguramente lamentan en la casa nipona, lo cierto es que la moto no ha mostrado la evolución que esperaban y han sido más los motores rotos que los buenos resultados.

Además la incorporación de un debutante para acompañar al mayor de los hermanos Espargaró, parecer ser que no fue una buena decisión en Noale, toda vez que ya le están buscando sustituto a Sam Lowes. El punto a favor para la marca italiana es que esperan para el inicio de la segunda mitad un nuevo motor mucho más potente con el que esperan mejorar las posiciones en la tabla.

Además en Aprilia ya dieron con el problema en la ruptura de los motores porque lo se espera que no sigan acusando fallas en lo que resta de campeonato. Además que la apuesta por Aleix es la mejor noticia que pudo recibir la marca italiana.

Las sorpresas de esta mitad de temporada se las llevan dos pilotos y un equipo. Sí, lo Sweet se va para el debutante estrella Johann Zarco y el italiano Danilo Petrucci, el primero es actualmente el mejor piloto cliente del mundial y lo ha demostrado desde el inicio de temporada. El francés, doble campeón de Moto2, ha peleado por los primeros lugares en casi todas las válidas, dominó parte de la carrera en Losail, subió al podio en Francia y hasta se ha hecho con la pole en Assen, lo que le ha valido ser el mejor debutante en la élite del motociclismo.

Por otra parte está Petrucci con la GP17 del Pramac. Danilo ha subido en par de ocasiones al podio, en Italia y Holanda, además ha largado desde la primera fila en las últimas tres válidas, dejando claro que es la segunda mejor Ducati actualmente en el campeonato y la mejor no oficial, vaya que lleva una GP17 “cliente”.

Ahora la mención del equipo es para Monter Yamaha Tech3. Han sido claramente la grata sorpresa en esta primera mitad de curso. El Tech3 se ha consolidado como elmejor equipo cliente, con sus pilotos sumando puntos importantes. Hervé Poncharal se frota las manos con la calidad de pilotos que tiene y que ya ha renovado, una apuesta por dos debutantes que le ha salido a la perfección.

Muchos cuestionarán que no aparecen Repsol Honda y Movistar Yamaha, pero siempre han sido los dos grandes equipos a batir y máximos rivales dentro de la competición. Además sus pilotos siguen peleando por el titulo y muy pegados en la tabla, Marc, Maverick y Valentino apenas están separados por 10 puntos en la general.

Hasta aquí una Lupa Especial y nos vemos en Brno…. donde se reinicia la acción

Dejar respuesta