El de Mallorca ha logrado un merecido campeonato, logrando su décima victoria en el mundial y dándole al Leopard la felicidad de tener otro campeón del mundo. Sin duda alguna, el español ha sido lo mejor de moto3 este año

Por: Ricardo Rojas
Twitter: @Rick_VZLA

Lo que no se pudo dar en Motegi, sucedió en Phillip Island y Joan Mir se coronó como nuevo campeón del mundo de moto3 al ganar una carrera frenética que fue detenida por la llegada de la lluvia, a falta de 7 vueltas para el final.

Así, Mir se corona en un año en donde ganó diez carreras y demostró estar en un nivel superior al resto. Segundo llegó el francés Livio Loi, compañero de Mir en el Leopard Racing, mientras que cerró el podio el otro español, Jorge Martín (Del Conca Gresini), quien estuvo involucrado en varios roces.

La carrera se inició bajo condiciones de pista seca, pese a que habían partes de agua sobre el trazado australiano. Desde que se apagaron los semáforos un  solo pelotón se vio liderado por la dupla del RBA con  el argentino Gabriel Rodrigo peleando por la cabeza con su compañero Juanfran Guevara, seguido de Martín, Ramírez y Fenati, quien necesitaba ganar esta carrera o quedar por delante de Mir, con dos o más puntos de diferencia, para seguir con opciones en el mundial.

Era tanta la desesperación de Fenati que rápidamente se fue en busca de la punta y logró comandar el pelotón pero con la mirada de Mir muy cerca como para poder desprenderse. Vuelta a vuelta la cabeza del pelotón cambiaba de dueño, pero nunca hubo un claro dominador hasta que el de Mallorca decidió atacar la punta  para separaese del grupo, solo seguido por Guevara y Rodrígo, que se mantenían a buen ritmo.

Atrás Fenati se desperaba y buscaba salirse del pelotón para intentar atacar a los líderes. Un pelotón que poco a poco se fue desintegrando con las caídas de  Canet, Guevara o Ramírez, estos dos últimos tras pasar por meta en primera posición y en cirscunstancias donde Martín estuvo involucrado.

Y es que el piloto de Gresini estuvo algo pasado de gas y se vio involucrado en varios roces. Parecía que buscaba a como diera lugar el trihnfo ya que este año ha salido desde la pole en ocho ocasiones pero sin lograr  aún la victoria.

Así apareció la primera bandera que anunciaba la llegada de llivia, pero los pilotos seguían rodando a todo gas. Faltando ya siete giros para el final y con Fenati fuera del podio apareció la lluvia sobre el trazado que motivó la bandera roja que le otorgaba el título a Mir, que se queda así con el campeonato de la categoría menor del mundial.

Además, el Leopard se ha convertido en el primer equipo de moto3 en consagrar a dos campeones del mundo, tras el título conseguido por Danny Kent un par de años atrás.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here