McPhee vence con remontada ante Ai Ogura y Tatsuki Suzuki, mientras Arenas sufre una caída que comprime al máximo la lucha por el título

Jornada de emociones fuertes en Moto3 en el GP de San Marino y de la Riviera de Rimini. La carrera celebrada en Misano deparó un gran espectáculo en una prueba en la que un grupo muy nutrido de pilotos aguantó de principio a fin sin ningún conato de escapada.

Por encima del triunfo de John McPhee (Petronas Sprinta Racing), que partía 17º, y los podios de Ai Ogura (Honda Team Asia) y Tatsuki Suzuki (SIC58 Squadra Corse), la carrera quedó también marcada por la caída del líder, Albert Arenas (Pull&Bear Aspar Team Moto3). Una situación que pone el Mundial totalmente al rojo vivo, con Ogura y McPhee a 5 y 14 puntos del piloto de Girona.

Acción en pista desde temprano

No hubo que esperar demasiado para ver los primeros incidentes cuando se apagaron los semáforos. En la curva 3 se produjo un toque entre 3 pilotos que también tuvo consecuencias importantes.

Sergio García Dols (Estrella Galicia 0,0) se fue al suelo y se llevó por delante a un Raúl Fernández (Red Bull KTM Ajo) que había impresionado en el Warm Up. El de San Martín de la Vega, de rebote, también tocó a un Celestino Vietti (SKY Racing Team VR46) que quedó fuera de juego.

Delante, Suzuki se encargó de tomar el mando, mientras Arenas hacía los deberes al colocarse 6º tras ganar 7 posiciones. El liderato, en todo caso, iba a estar compartido, ya que Gabri Rodrigo (Kömmerling Gresini Moto3) acreditaba su ambición al repartirse la cabeza de carrera con Suzuki.

Binder como toro en Misano

También daría mucho que hablar Darryn Binder (CIP Green Power), que partía 19º e irrumpía de forma arrolladora en el Top 10. En el box, al mismo tiempo, los mecánicos de Raúl Fernández trataban de forma infructuosa de reparar la moto del español.

En cabeza también comenzaría a asomar Tony Arbolino (Rivacold Snipers Team) metiendo la moto a Rodrigo. Nadie se escapaba, mientras Jaume Masià (Leopard Racing) comenzaba a mostrar sus cartas al colocarse 4º tras arrancar 14º. Arenas, por su parte, rodaba cómodo dentro del Top 10 tratando de minimizar riesgos.

Binder, en cambio, sacaría a relucir su pilotaje más agresivo para encaramarse a las primeras plazas. Pocos podrían presagiar que ambos acabarían por los suelos en el tramo final.

Con Suzuki y Rodrigo sucediéndose en cabeza, Ogura se movía junto a Arenas en una posición prudencial. Por detrás, la mala fortuna se cebaba con Alonso López (Sterilgarda Max Racing Team) y Ayumu Sasaki (Red Bull KTM Tech3) al protagonizar un incidente en la curva 8.

De vuelta a la cabeza, Binder se colocaba 2º, mientras Ogura sufría un susto en la curva 14. Todos rodaban muy lentos, nadie quería tirar y el guion apuntaba a un final totalmente abierto, incluso cuando Binder tomaba la cabeza de carrera provisionalmente.

Empieza la batalla por la punta

La tensión iría en aumento, especialmente con un toque entre Binder y Arbolino. El sudafricano y Rodrigo amagarían con abrir un ligero hueco, pero no podrían consolidar ningún margen sólido respecto a un grupo muy numeroso en el que Arenas se mostraba cómodo rodando entre el 6º y el 8º.

Tanto Binder como Masià comenzarían a tomar la alternativa liderando el grupo, aunque Rodrigo y Suzuki se mantenían al nivel mostrado vueltas atrás. El mazazo llegaría para Binder a falta de 9 vueltas cuando era 2º tras Masià después de pisar el piano y el verde.

Dennis Foggia (Leopard Racing) evitaría colisionar con él de forma magistral. Suzuki tomaría el liderato a continuación seguido por Rodrigo, que también volvería al ataque poco después. Masià tampoco bajaría los brazos, mientras Arenas enseñaba los dientes al ponerse 4º tras pasar a McPhee y Ogura. El grupo se mantenía amplio con 18 pilotos culminado por Carlos Tatay (Reale Avintia Moto3).

McPhee aparece en la película y Arenas al suelo

Rodrigo y Masià se sucederían en cabeza en las vueltas posteriores, en las que McPhee también presentaría sus credenciales al triunfo. Arenas comenzaría a activarse en busca de un preciado podio al ver al británico colocarse en cabeza a falta de 3 vueltas, cuando Jeremy Alcoba (Kömmerling Gresini Moto3) también empezaría a coquetear con el Top 5.

El ritmo iría en aumento con Masià en cabeza hasta que Arenas se iría al suelo en la penúltima vuelta al perder el control de la parte trasera de su KTM en la curva 3. El de Girona encajaba el segundo cero del año tras el sufrido en el GP Red Bull de Andalucía.

Masià, por su parte, se mantendría en cabeza en el penúltimo paso por meta, por delante de McPhee y Rodrigo. El hispano-argentino atacaría poco después, mientras Ogura reaccionaba para ser 5º. Todo estaba por escribir.

McPhee se pondría en cabeza en la 8 y los japoneses también moverían ficha. Ogura sufriría un sustito que daría alas al líder de la carrera, que no perdonaría. El británico se convertía en el quinto piloto de la categoría ligera en ganar en 2020, mientras Ogura sumaba su quinto podio del año -el que acumula más- por delante de su compatriota Suzuki. Los compañeros Alcoba y Rodrigo cerrarían el Top 5

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here