La marca de Mattighofen ha presentado hoy en Austria su equipo de MotoGP, en la que es ya su segunda temporada en la categoría.

Por: Ruth Alfonsín
Twitter: @Ruth_46

KTM deja de ser la marca novata en la máxima categoría, ya que 2018 será su segundo año en dentro en ella en el Mundial de Motociclismo. La temporada pasada fue su primera temporada completa dentro de MotoGP, aunque su primera aparición fue en la última carrera de la 2016 de la mano de Mika Kallio.

El finlandés ayudó a KTM en la preparación de la moto que sería entregada a Pol Espargaró y Bradley Smith, los dos pilotos recién llegados de Tech3 y con unos años experiencia en MotoGP.

Sin duda alguna este proyecto nos tuvo expectantes. No sólo porque siempre crea quietud la llegada de una nueva marca si no porque KTM ya cuenta con años de experiencia en competición y algo nos hacía sentir que no nos dejarían indiferentes en su debut.

Ha sido un año de intenso trabajo pero el crecimiento de la marca fue en ascendente durante toda la temporada, empezaron en las filas de atrás y con el paso de las carreras consiguieron meterse regularmente dentro de los 12 primeros. La mejor posición se la regaló Pol Espargaró, ya que el español consiguió dos veces ser noveno.

Foto Cortesía KTM Racing

Hoy en Salzburgo (Austria), ha tenido lugar la presentación del Red Bull KTM Racing Team. En su segundo año los de Mattighofen siguen contando con los mismos pilotos que su primer año, y una moto muy similar a la de la temporada pasada.

La marca austriaca centró sus expectativas de seguir mejorando en Pol Espargaró, gracias a sus buenos resultados en el año de debut. Pero lo cierto es que el español, no ha podido completar del todo los test debido a una lesión. En los últimos test en Qatar Pol dio lo que pudo de sí su estado físico, pero esas restricciones físicas le impidieron ver el potencial de su nueva KTM.

“Me siento mucho mejor que hace una semana en Qatar. He tenido tiempo para entrenar y tratar de encontrarme mejor para la primera carrera. La parte física es muy importante en estas motos y con este nivel en cuanto no estás al 100% se nota. KTM y mis compañeros hicieron un gran trabajo. Queremos empezar donde acabamos el año pasado, luchando por el top 10, pero dónde vamos a acabar es una incógnita. Lo bueno de KTM es que no sabes dónde vas a acabar“. Así ha declarado sentirse el español como bien ha recogido Motorsport.

Por otro lado, Bradley Smith no estuvo a la altura de las circunstancias, en parte a su estado físico. Este año, ya recuperado, quiere ponerse a la altura y estar a la par con su compañero. “La idea es completar la historia con esta moto y llevarla desde las últimas posiciones en su debut hasta el podio o la victoria. Todos creemos en este proyecto y el objetivo es seguir progresando”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here