El tricampeón del Mundo de Superbikes ha arremetido contra el estilo y la nueva deriva del campeonato, marcada por un nuevo reglamento basado en la limitación a las marcas superiores.

Por: Rubén Carballo
Twitter: @Ruben_DXT

La nueva normativa de SBK para 2018 ha empezado a traer cola incluso antes de que arranque la temporada, algo que tendrá lugar este viernes en el trazado australiano de Phillip Island. Así, las normas técnicas introducidas que buscan la igualdad entre las marcas y los equipos, como la del límite de revoluciones en los motores, modificable en cualquier momento del año por parte del campeonato; la del sistema de concesiones similar al de MotoGP en función de puntos conseguidos según los resultados de cada fin de semana o la de la aplicación de límites en los precios de algunas piezas claves del motor y de las suspensiones no han conseguido poner a todos los protagonistas del Mundial de Superbikes de acuerdo, como es el caso de Jonathan Rea.

Y es que el piloto norirlandés, que ha resultado imbatible durante los tres últimos años, en los que ha conseguido la corona, es a priori el gran perjudicado por estos cambios en el reglamento más allá de lo que puedan serlo su compañero en Kawasaki, Tom Sykes, o sus rivales en Ducati, Chaz Davies y Marco Melandri, ya que es el principal rival a batir en esta temporada.

Por consiguiente, Rea ha mostrado su disconformidad al respecto de los cambios, en una entrevista concedida a Motorsport.com: “Creo que esta filosofía es incorrecta. Pienso que deberían ayudar a los equipos que no pueden luchar tanto en vez de penalizar a los mejores. No es agradable visto desde el exterior: se piensa que las cosas pueden estar un poco anticuadas en las Superbikes, pero yo no siento eso, sino que siento que lo estoy pasando muy bien. Entonces, por supuesto, para el beneficio del campeonato, tenemos que pasar por estos cambios, es algo que entiendo”.

“Sé que el campeonato está en buenas manos con Dorna, son personas inteligentes así que con suerte al final sucederán las cosas correctas. Tal vez en cinco años, a partir de ahora, podamos cosechar los beneficios. A nadie le gusta un cambio en la vida, pero es un cambio que tenemos que pasar, y ya veremos qué sucede”, zanjó Rea.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here